Últimas publicaciones

Cómo criar jilgueros en cautividad | Pajareras y Accesorios

Cómo criar jilgueros en cautividad


El jilguero es una de las aves de compañía más codiciadas, tanto por la belleza de su plumaje como por la armonía de su canto. Por eso hoy vamos a hablar de cómo criar jilgueros en cautividad, para que puedas disfrutar de estas maravillosas aves.

Los jilgueros son aves de la  familia Fringillidae. Suelen tener una longitud de unos 12 cm y una envergadura de entre 20 y 25 cm.

Estos pájaros se pueden distinguir fácilmente por su colorido plumaje, con un tono rojo en la parte de la cara, unas alas de color amarillo y una cola fina de color negro.

Es una de las especies más comunes en nuestro país. Se trata de un ave gregaria, que suele desplazarse a nuestro territorio durante la época invernal, procedentes de países del norte de Europa.

Tras esta breve introducción, vayamos al grano:

Consejos para criar jilgueros en cautividad


Hay que tener en cuenta que la posesión de una hembra en cautividad sin el pertinente permiso es ilegal, así que antes de nada habrá que tener todos los papeles en regla para evitar cualquier tipo de problema legal.

También hay que tener en consideración que este tipo de aves suelen criar dos veces al año, entre los meses de Marzo y Abril y, posteriormente, en primavera. Hay ocasiones en las que pueden llegar a reproducirse hasta tres veces, pero no es lo habitual.

Para criar jilgueros en cautividad habrá que empezar por la reproducción de los mismos. Para ello, deberemos de poner al macho y a la hembra en módulos separados para que se vayan habituando el uno al otro y habilitar materiales naturales a la hembra para que ésta pueda ir construyendo  un nido en el que incubar sus huevos con las mejores garantías y confort.

jilguero apoyado en una rama

Cuando empiecen el ritual de cortejo, es hora de juntar al macho y a la hembra para que procedan a la reproducción. Este ritual se caracteriza porque el macho adopta una determinada  postura, abombando el lomo y girando hacia la derecha e izquierda. También extienden sus alas para mostrar su color amarillo y la cola, y se notará un canto más potente de lo normal. Las hembras por su parte giraran su cuerpo de un lado a otro. Detectar estas señales es fundamental para criar jilgueros en cautividad, ya que si éstas se pasan por alto los ejemplares pueden no llegar a reproducirse.  

La hembra podrá poner hasta seis huevos, los cuales serán incubados entre 10 y 15 días y, durante este periodo, será alimentada por el macho.

Las crías al nacer carecen de plumas tienen plumas, son sordos y ciegos, por lo que deben de ser alimentados por sus progenitores alimentados aproximadamente durante dos semanas hasta que se le forme el plumaje (aunque no será hasta otoño que tengan su plumaje definitivo). Una vez formado dicho plumaje provisional, ya se les podrá situar en una jaula diferente.

¿Qué comen los jilgueros?

El jilguero se alimenta principalmente de semillas, aunque es muy recomendable para criar jilgueros en cautividad comprar comida para jilgueros en una tienda especializada, ya que le proporcionará todos los nutrientes adecuados y te garantizarás que los polluelos crezcan sanos y fuertes.

También se alimentan de algunas verduras como las el tomate, la lechuga o las endivias, las cuales deberán de ser cortadas en pequeños trozos para que puedan comerlas sin dificultades. Además, deberán comer frutas como la naranja o la manzana, las cuales les proporcionarán una buena cantidad de vitaminas.

 

Si tienes alguna duda o información que añadir sobre cómo criar jilgueros en cautividad no dudéis en dejarnos un comentario.